26 de noviembre de 2017

Los Paisajes Abstractos de Hermann Ayerbe por Fernando Bermúdez Ardila


Compartimos con orgullo en Mirarte Galeria el trabajo del artista colombiano Hermann Ayerbe González, pintor de estilo abstracto, como todo laboyano lleva en su corazón el acto creativo y lo plasma con fuerza en pinturas contemporáneas que conmueven y viven con nosotros. 
Evocaciones del Paisaje de Hermann Ayerbe González, artista colombiano de estilo abstracto
 Pintura de la serie Eclipse Solar
Paisajes Abstractos

Su trayectoria comenzó antes de graduarse en la Escuela de Bellas Artes de Bogotá en 1986.  Por eso, la obra que presenta y la serie que titula “Eclipse Solar”, y que lleva títulos hermosos, es fruto de su dedicación durante muchos años, producto de su encuentro consigo mismo. Una búsqueda que es el  punto de partida en la construcción de otra mirada, de un estilo propio que le da su sello.

Es el esfuerzo y el recorrido, en diversos escenarios y que le ha dado reconocimientos como; Escudo Ciudad de Pitalito, exaltando la labor profesional, Seleccionado, Museo de Arte Vial de Pitalito, adquisición de obra por parte del Museo de Arte Contemporáneo del Huila y Mención de Honor otorgada por la Secretaría Departamental de Cultura del Huila entre otros galardones.

Las pinturas en diversos formatos que Hermann realiza, se originan de los paisajes del Valle de Laboyos, una bella región del sur de Colombia, su propuesta responde a una idea de estructura esencial que se desarrolla en la dinámica del cuadro y alrededor de eso hay un planteamiento de color, un problema de una cierta violencia y tensión, muchas veces dramatismo. En todo caso, al artista parece importarle poco lo abstracto o la forma por la forma, son más bien formas de color o una ordenación de colores, o una tensión de líneas, pero de todas maneras el artista busca la posibilidad de plantear un canto en homenaje a la naturaleza, un mensaje a la preservación de vida a la recuperación del medio ambiente, antes de que todo ese verde de paso al rojo catástrofe.


La obra de Hermann Ayerbe surge de la lectura personal del espacio vital donde ha transcurrido su vida. Alguna vez le escuchamos decir; “El paisaje me dotó de un lenguaje propio que llenó mi interior”, de tal suete podemos deducir que su obra son paisajes abiertos en donde la estructura se destaca por el buen uso de los elementos técnicos. Pintura con ritmos diversos, en donde líneas de fuerza buscan crear  efectos dinámicos en medio de grandes atmósfera. Su dinámica, el movimiento que no cesa, muestra un constante trabajo profundo e intenso que no quiere parar, para evocarnos, para guiarnos  en los grandes  y cargados formatos.  El espacio verde de Hermann es ante todo, y sin lugar a dudas, un espacio del color pictórico, único y espontáneo. Su última serie de pinturas, podremos apreciarlas en esta época de Navidad en el Centro Comercial Santa Lucia de la ciudad de Neiva.

Por 
Fernando Bermúdez Ardila
Escritor e historiador Colombiano


No hay comentarios. :

Si te gusto el artículo compártelo en tu Facebook!

Buscar: